Acá...

jueves, 21 de octubre de 2010

Falsedad.

Es un tema que me pone como loca. Me molesta mucho que haya personas falsas. Es insoportable. Uno cree que las conoce, ¡y se dá cuenta que no es así!
Odio cuando las personas cambian solo para gustar, para caer bien. Empiezan a vestirse diferente, o a escuchar otro tipo de música, o simplemente a actuar distinto.
Eso me vuelve completamente loca.
Uno es como es, y tal vez pienses que el otro se va a burlar de vos por ser como sos, pero... ¿no es ridículo aparentar algo que no es para caer bien a otra persona? No, si vos sos amigo de alguien, le gustas con tu personalidad, nada de cambiar.
Y uno tiene que decir lo que piensa. Eso es otra cosa importante.
Bueno, les comentaba eso porque yo en estas vacaciones casi cambio completamente por un chico que... bueno... digamos que no se lo merecía.

Eso fue lo que dije en la entrada pasada, y después prometí hablar de esto el jueves (o sea hoy).
Me enoja que haya personas que tratan de aparentar cosas que no son. Personas falsas, que no son como dicen ser, que no son como una cree que son.
Además, no entiendo por qué cambiar (como dije allá arriba) ¡a uno sus amigos lo quieren porque sos como sos!, si fueras diferente, tal vez no tendrías esos amigos que tanto queres. Y, otra cosa que es cierta, es que debe de ser aburridísimo tener un amigo que está de acuerdo en todo lo que decis, ¿o no?
Ahora lo de que casi cambio por un chico que conocí en las vacaciones les voy a explicar.
En estas vacaciones me fui con mi tía, mis primos y otra familia. El hijo de esa otra familia es el mejor amigo de mi primo (le vamos a decir F al chico que me gusta, amigo de mi primo, al que le vamos a decir P). Entonces, como P tiene solo un año más que yo, somos amigos. Y se le ocurrió presentarme (para ser amigos, solamente) a F. Y sí que nos hicimos amigos. Yo me enamoré de él inmediatamente, pero a él le gustaba E, una chica amiga de los dos (con los dos me refiero a P y a F). Durante esa semana la pasé genial, porque el chico me COQUETEABA A FULL, en mayúsculas.
Él escuchaba rock, heavy metal, rap y eso. Yo era pop, pop, pop. Y, por supuesto, me daba una vergüenza infinita confesarle eso. Que no conocía ni una cancion de Aerosmith, Bon Jovi, Iron Maiden, Metallica, Eminem. Eso me hacía sentir bastante mal. Él tenía una mente totalmente abierta, era simpático, extrovertido. Y yo lo contrario; siempre fui muy cerrada, introvertida y tímida.A él le gustaba llamar la atención y era medio inmaduro. Y yo... a mi de chiquita me gustaba llamar la atención, en cambio, ahora odio que me miren, y yo soy madura desde que nací. Creo que no tengo ni una pizca de inmadurez, y eso el 90% de las veces me juega en contra. Él un poco egocéntrico, pero yo no estoy conforme con mi apariencia para nada.
Creo que se pueden dar una idea.
Entonces empecé a cambiar. Porque me quería parecer a lo que creía que él quería que yo fuese. Y sí que cambié en esas vacaciones. Pero, cuando volví acá, a mi casa, me di cuenta de algo; el cambio era exterior, por dentro, era yo.
Sí, sí lo volví a ver. Hace unos cuatro meses por última vez, en el cumpleaños de mi hermano (P lo invitó y él fue) y esa vez decidí ser yo misma con él. Lo cierto es que con o sin F, mis gustos (aunque sea los musicales) ya habían cambiado. Ahora escucho más Aerosmith que Demi Lovato. Más Eminem que Selena Gomez. Ni hablar de Justin Bieber, no puedo creer que me gustó en algun momento. Pero bueno, aunque un poco sí había cambiado, decidí mostrarme como era, con esos cambios. Todo salió más que bien. Si pueden tener una conversación en la que tus aportes sean algo más que "a mi también", ellos la pasan mejor, sin dudas.
Y ahora sé que cuando queres conquistar a un chico tenes que ser vos misma, ¡mirá si se termina enamorando de una chica que no sos vos porque le hiciste creer cualquier cosa! Terrible.
Eso es todo por hoy, pero sigan ese tip.
Hay que ser uno mismo. Siempre. No importa la situación.
Besos, Pau.

1 comentario:

  1. COMPLETAMENTE DE ACUERDO CON VOS. O sea, yo no las odio, porque lo hacen por MIEDO a que no las hacepten, yo a veces lo hacía :( Pero ya no, voy a ser como soy en realidad SIN IMPORTAR LO QUE LOS DEMÁS PIENSEN DE MI

    ResponderEliminar